Huevos Benedict con salmón

Ayer viendo las estadísticas del blog me encontré con una maravilla, una persona llegó al blog porque buscaba la comida favorita de Hulk, pero no de mi Hulk sino de Hulk Hulk, el señor verde.  ¡Viva Google! (Bueno, todos los buscadores pero ya todos sabemos que el único que existe es Google y el resto pierde el tiempo). No sé si esa persona habrá encontrado respuesta a su pregunta pero espero que el resultado le haya sacado como mínimo una sonrisita. 


Mi papá es fan total de este plato desde el inicio de los tiempos y seguro que igual que con el canard a l’orange era un quasi-teen con gustos de señor maduro. La salsa holandesa, a la igual que la bernese, lo vuelven loco, y en mi casa siempre han estado por ahí. Papá, mamá, gracias por la cultura gastronómica. Gracias por ese regalo.

Hulk también se apunta al brunch porque cualquier evento con comida está dentro se sus pasatiempos favoritos. Los huevos Benedict de esta receta llevan salmón pero puede remplazarse con jamón, pavo o con lo que te guste más.

Receta number sixty-two


Ingredientes para 4 personas:

Salsa holandesa:
-3 yemas

-10 cucharadas de mantequilla sin sal derretida

-1 cucharada de zumo de limón

-sal a gusto

Huevos Benedict:

-4 lonchas generosas de salmón ahumado
-4 panes pita sin abrir

-4 huevos

-2 cucharadas de vinagre blanco

-pimienta negra recién molida
Preparación:

Huevo escalfado:
1. Colocar una sartén grande en el fuego y llenar con agua hasta la mitad. Esperar que el agua suelte el hervor.

2. Una vez que hierva bajamos el fuego y esperamos a que deje de burbujear pero aún así veremos burbujitas pequeñas en el fondo. Lo que no queremos son las burbujas enormes que explotan al final típicas del agua hirviendo.

3. Añadimos el vinagre.

4. Rompemos un huevo en un bol pequeño y lo volcamos en el agua acercando mucho el bol para evitar que el huevo se rompa en la caída. Tenemos que estar seguros que la yema está intacta.

5. Con la ayuda de una cuchara envolveremos la yema con las claras. Dejar cocer unos 3 o 4 minutos. Retirar del fuego con la ayuda de una espumadera y colocar en un plato. Repetir el proceso para el siguiente huevo.

Salsa holandesa:

1. Batir las yemas con el zumo de limón y la sal con minipimer y hasta que aclaren un poco.
2. Incorporar la mantequilla poco a poco como si estuviéramos haciendo una mayonesa. Reservar en un lugar cálido ya que si se enfría endurecerá. Recordemos que su base es la mantequilla.
Huevos Benedict:

1. Tostar el pan en el horno.

2. Colocamos el pan en un plato con el salmón por encima.

3. Añadimos le huevo y cubrimos con la salsa holandesa.

4. Ponemos un poco de pimienta por encima o también podemos decorar con perejil fresco picado.

5. Comer inmediatamente.

Anuncios

3 comentarios sobre “Huevos Benedict con salmón

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s