Frijoles cubanos

Aprovecho para escribir este post mientras mi heredero se duerme la siesta y sabiendo que tengo un lavavajillas y una lavadora que poner pero sinceramete, el mundo de WordPress es mucho más divertido que el de los detergentes. Domingo dominguito, nos lo tomamos con calma pero tú te encargas de recordarnos que no hemos hecho nada y que mañana empieza la semana. 

 

Dimanche
 
También aprovecho para decir que me gustan los hombres sin depilar, los nombres cortos y los frijoles bien negros, por si a alguien le interesa. Con las dos últimas no soy tan radical pero con la primera sí. Dicho eso vamos con el papeo.

Hay platos elaboradísimos con ingredientes finísimos que están para morirse pero también hay comidas sencillas que no tienen nada que envidiarles.  

En Perú somos de menestras (así llamamos nosotros a las legumbres), las comemos siempre, incluso varias veces por semana. Mi llegada a España fue muy grata porque los españoles también lo son. En mi casa se han juntado los menestreros y los legumbreros para formar el Team Frijol. El plato favorito de Juan son las lentejas y eso no sólo gracias al Team Frijol sino también al menú semanal de su guardería porque el #meatlessmonday lo llevamos a rajatabla ahí y aquí. 

Receta number five

  

Ingredientes para 4 personas:

– 500gr  de frijoles negros secos o de bote si no hay tiempo

– agua

– 1 cucharaditas de orégano fresco 

– 1 hoja de laurel

– 2 hojas de salvia

– sal

– aceite de oliva

– 1 cebolla picadita en cubitos

– 1 pimiento verde en cubitos

– 3 dientes de ajo aplastados

-1/2 cucharadita de cominos

– 1 cucharada de vinagre

– 2 cucharadas de azúcar de caña integral o panela

– tomate y cilantro fresco para acompañar

Preparación:

1. Remojar los frijoles durante toda la noche si se usan  secos y si no, olvidar este paso.

2. Colocar los frijoles en una olla a presión y cubrir con agua. Añadir el orégano, el laurel y la salvia. Tapar y poner a fuego alto. Una vez que empiece a pitar, bajar el fuego a medio y dejar cocer entre 20 y 30 minutos.

3. Calentar un buen chorro de aceite en una sartén. Sofreír la cebolla, el pimiento, los ajos y cominos. 

4. Una vez que los frijoles estén hechos decidiremos si los queremos más espesos o más cremosos y en función a eso retiraremos o no un poco del líquido. También retiramos las hojas de laurel y salvia.

5. Agregar el sofrito y sal a los frijoles. Dejar cocer media hora más a fuego medio pero ya sin presión. 

6. Incorporar el vinagre, el azúcar, un chorrito de aceite de oliva y comprobar la sal.

7. Servir con tomate en cubitos y cilantro fresco.

Dependiendo del espesor se pueden comer como un plato de cuchara o acompañados de arroz, huevo o plátano frito. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s